Volver a Estudios

Vida de Jesús

Nacimiento, infancia y juventud de Jesús

La natividad Augusto César ocupaba el trono del imperio romano, y bastaba un movimiento de su dedo para poner en juego la maquinaría del gobierno sobre casi todo el mundo civilizado. Estaba orgulloso de su poder y riquezas, y era una de sus ocupaciones favoritas preparar un registro de las poblaciones y de los productos …

La nación y la época

Llegamos ahora al tiempo en que, después de treinta años de silencio y retiro en Nazaret, iba Jesús a presentarse en el teatro de la vida pública. Es pues, el punto en que con­viene hacer un examen de las circunstancias de la nación en la cual iba a trabajar, y formar un concepto claro de …

El año de Retiro

Los datos que de este año poseemos son en extremo escasos, y consisten sólo en dos o tres incidentes, que deben ser enumerados aquí, especialmente porque for­man una especie de programa de la futura obra de Jesús. Los primeros discípulos Cuando él salió del desierto después de los cuarenta días de tentación, con su plan …

El año de popularidad

Galilea, la escena del trabajo de este año Después de pasar un año en el Sur, Jesús cambió la esfera de su actividad al Norte del país. En Galilea po­dría él dirigirse a mentes que no estaban ofuscadas por las preocupaciones y el arrogante orgullo de Judea, donde tenían su centro las clases sacerdotales e …

El año de oposición

El cambio de sentimientos hacia él. Durante todo un año Jesús prosiguió su obra en Galilea con energía incesante, andando entre las multitudes dignas de lástima que solicitaban su ayuda milagrosa y aprovechando toda oportunidad para derramar sus pala­bras de gracia y verdad en el oído de la muchedumbre o del ansioso inquiridor solitario. En …

El Fin

La Pascua Estaba por terminarse el tercer año del ministerio de Jesús, cuando las estaciones trajeron en su giro la gran fiesta anual de la Pascua. Se dice que en semejante ocasión se juntaban en Jerusalén hasta dos o tres mi­llones de forasteros. No sólo se congregaban de todas partes de Palestina, sino que venían …

Deja un comentario

Your email address will not be published.